domingo, 19 de diciembre de 2010

El eslabón perdido...


 Hemos publicado en este blog varias historias de las casas terminadas con Fulget, un revestimiento que tuve un auge fenomenal a partir de la década del 50 y que ha dejado numerosísimos modelos en todas las ciudades del país, Bahía Blanca incluida. En el uso del material se impone las posibilidades decorativas que el mismo permitía, por lo cual existen ricos ejemplos de paredes terminadas con atractivas ilustraciones, que van desde una elemental guarda hasta dibujos más complejos, muchos de ellos inspirados en coloridos paisajes. En este caso, el hallazo refiere una casa que no se ha terminado de realizar su frente, debidamente preparado para recibir el Fulget. Por las características del dibujo que aparece sobre una de sus paredeslaterales es claro que su autor es el mismo que otras viviendas terminadas, lo cual nos permite advertir el proceso constructivo previo a la aplicación del particular revestimiento.

El dibujo hecho sobre el revoque grueso, listo para recibir un Fulget que no llegó nunca.
Otro ejemplo encontrado en la ciudad. Posiblemente del mismo autor, terminado

3 comentarios:

Ricardo Raùl dijo...

La famosa triada:

1) ¿donde estoy parado?
2) ¿ qué digo?
3) ¿ donde voy a cobrar ?

Seguramente la 3) no tuvo respuesta... y el mural.....inconcluso.....

Anónimo dijo...

¿Que habrá sido del mural interno en calle Rodriguez al 0? Si habré andado la ciudad fotografiando esas casas... hasta me corrió un perro de San Bernardo, cerca de la UNS jaja!!
Aprovecho para desearles felices fiestas!!. Saludos. Cámara.

Anónimo dijo...

Fiel ejemplo de que todo lo antiguo no es lindo.
realmente estos murales me parecen espantosos ......
Saludos.
Juan Carlos Petruza